Trotsky: el regreso del caballero oscuro

por Benjamin Stephens

La miniserie Trotsky de Netflix constituye una siniestra falsificación reaccionaria de la historia, encaminada a favorecer a los derechistas que dominan la política actual en Rusia.

Viendo la miniserie Trotsky, realizada por el Canal Uno ruso en 2017, uno no puede por más que recordar las incursiones de Christopher Nolan en la franquicia de Batman, tanto por la ideología como por la estética. En el primer episodio se ve cómo Lev Bronstein, un revolucionario idealista e ingenuo, interesado por los derechos humanos, se convierte en el frío y taimado León Trotsky, un hombre hechizado por el poder y la fama a quien no le importa la cantidad de sangre que mancha sus manos.

Leer más

Ir al contenido