EEUU: ¿Qué es la “democracia” norteamericana?

por Eric London //

En el centro de la histeria antirrusa encabezada por el Partido Demócrata, se encuentra el argumento de que Rusia y su presidente, Vladimir Putin, son una amenaza para “nuestra democracia”.

¿Cuáles son los indicadores de “nuestra democracia” que el conspirador experto del Kremlin se ha dedicado a socavar?

La desigualdad y la oligarquía

  • Las dos personas más ricas del país —Jeff Bezos y Bill Gates— poseen la misma riqueza que la mitad más pobre del país.
  • El 5 por ciento más pudiente de la población controla el 67 por ciento de la riqueza. El 60 por ciento más pobre de la población controla 1 por ciento de la riqueza.
  • Los estadounidenses con más dinero viven en promedio 20 años más que los estadounidenses más pobres.
  • El 70 por ciento de los estadounidenses tiene menos de $1.000 en sus ahorros.
  • Los bancos han clausurado más de siete millones de hogares desde el 2004.
  • Hay 554.000 personas sin vivienda cada noche.
  • Los indígenas que habitan el país siguen siendo la sección más empobrecida y explotada de la población.
  • En 10 estados del país, las mujeres deben viajar 160 km para tener acceso a un aborto, un derecho amenazado por la mayoría en la Corte Suprema más derechista en un siglo.

La represión policial y la encarcelación masiva

  • Tres por ciento de la población estadounidense —6,8 millones de personas— se encuentran en una cárcel, prisión o libertad condicional.
  • Hay 1,2 millones de oficiales policiales en EUA, casi el equivalente a la población del estado de New Hampshire.
  • La policía ha asesinado a 15.000 personas desde el año 2000.
  • Hay 55.000 niños actualmente en detención juvenil.
  • Una tercera parte de los estados tiene una forma u otra de sentencias en prisión para deudores, donde los pobres son detenidos por no poder pagar multas o deudas.

Los costos de la “guerra contra el terrorismo”

  • EUA asesinó a más de un millón de personas en Irak y Afganistán, las cuales siguen en marcha.
  • Las agencias de inteligencia le mintieron a la población sobre “las armas de destrucción masiva” en Irak.
  • Estados Unidos operó una red de prisiones clandestinas o “sitios negros” que constituían cámaras de tortura de la CIA por todo el mundo y continúa deteniendo indefinidamente a docenas de personas en la prisión de la bahía de Guantánamo.
  • El Gobierno de Obama reclamó el derecho para asesinar a ciudadanos estadounidenses sin su debido proceso legal cuando mató a Anwar Al-Awlaki en un ataque de un dron en el 2011.
  • EUA ha gastado casi $6 billones en las guerras en Asia central, Oriente Próximo y el Norte de África desde el 2001.

El complejo militar-industrial

· El gasto militar compone la mayor parte del gasto discrecional o 10 veces más que el gasto en vivienda y 9 veces más que el gasto en educación.

· El Departamento de Defensa, cuyo presupuesto anual supera ahora los $700 mil millones es el mayor empleador del país, con 2,1 millones de empleados, mientras que el ejército estadounidense mantiene soldados activos desplegados en 150 países.

Las elecciones y el control corporativo del Gobierno

  • Las corporaciones gastaron alrededor de $3 mil millones en cabildeo en el Gobierno solo en el 2017.
  • Se gastaron $6 mil millones solo en influenciar las elecciones del 2016, proveniente principalmente de empresas y ricos con la capacidad de gastar sumas ilimitadas después de la decisión de la Corte Suprema en el 2010 Citizens United vs. FEC .
  • Las restricciones para aparecer en la papeleta de votación tornan imposible que terceros partidos puedan desafiar el dominio del Partido Demócrata y Republicano.
  • Un total de 33 estados han implementado leyes de identificación para votar, con estudios que demuestran que tal legislación prohíbe votar hasta un 6 por ciento de la población.

Los ataques contra los inmigrantes

  • La Armada estadounidense está planeando construir campos de concentración para detener a 120.000 inmigrantes.
  • Un total de 5,4 millones de inmigrantes han sido deportados desde el 2001, mientras que 1 millón se enfrentan actualmente a órdenes de deportación en EUA.
  • Más de 2.900 niños inmigrantes permanecen separados de sus padres semanas después de su detención.
  • El abuso sexual, físico y psicológico de niños inmigrantes en detención es generalizado.
  • La detención y deportación de inmigrantes constituye una industria de $1 mil millones por año para empresas estadounidenses.
  • El Gobierno ha construido un ejército de 20.000 agentes del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, todas las siglas en inglés) y 45.600 efectivos de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) para deportar y encarcelar a los inmigrantes.
  • Los inmigrantes no tienen el derecho a un abogado y muchos nunca llegan a comparecer ante un juez.

La censura y el Estado espía

  • Cinco compañías mediáticas controlan 90 por ciento de los medios de comunicación del país.
  • En diciembre del 2017, la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) sentenció a favor de abolir la neutralidad de la red, lo que les concede a las empresas y al Gobierno el derecho para censurar o controlar el acceso al Internet.
  • Durante el 2017, la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) recolectó 534 millones de registros de llamadas y mensajes de texto otorgados por las empresas estadounidenses que prestan servicios de telecomunicación. Esto es tres veces más que en el 2016.
  • El Gobierno presentó cargos, enjuició y buscó extraditar a denunciantes como Chelsea Manning, Edward Snowden y Julian Assange por exponer detalles sobre crímenes de guerra estadounidenses y el espionaje masivo estatal.

Esta es la realidad de “nuestra democracia” y el Sr. Putin, independientemente de lo que haya hecho, no puede ser acusado por ninguna de las condiciones indicadas. Las raíces de tal degeneración residen en el sistema capitalista y en el aumento sin precedentes de la desigualdad social.

Los intensos conflictos políticos entre facciones de la élite gobernante en torno a la “injerencia rusa en nuestra democracia” confirman que no hay una base de apoyo alguna por la defensa de los derechos democráticos dentro de la clase gobernante. Su abandono de la defensa de los derechos democráticos representa un gran peligro para la clase obrera. La única manera de defender los derechos democráticos es por medio de la lucha contra las guerras imperialistas, la desigualdad y el capitalismo.